Hospital Escuela: recomiendan observar las conductas alimentarias en los adolescentes para detectar trastornos

Provinciales 01 de diciembre de 2022 Por visionenlinea
Lic.-Romina-Silva-Psicologa

En el marco del Día Internacional de la Lucha Contra los Trastornos de la Conducta Alimentaria (TCA), que se conmemora hoy, desde el Servicio de Salud Mental del Hospital Escuela de Agudos “Dr. Ramón Madariaga” informan sobre dichos trastornos, su prevalencia, cuándo consultar a un profesional de la Salud.

Al tiempo que destacan la importancia de la  detección temprana, al ser patologías, que en sus formas graves, ponen en riesgo la vida de las personas. La prevalencia es mayor en mujeres jóvenes, en la adolescencia, entre los 15  y los 25 años.

Por lo que, la Psicóloga del Servicio de Salud Mental, del Hospital Escuela, Lic. Romina Silva mencionó que “la idea en esta fecha es hacer visible los trastornos de la conducta alimentaria, destacando la importancia de la prevención y la detección precoz, al tiempo que se busca trabajar en la estigmatización, dar notoriedad y contención a las familias”.

En relación a la prevalencia de los trastornos alimentarios, la Profesional mencionó que “los casos en general se dan mayormente en mujeres jóvenes, en la adolescencia, entre los 15 hasta los 25 años”, a ello agregó “también se están registrando inicios en etapas más precoces”.   

Continuando con el tema de las edades más comunes en las que se presentan casos y algunos factores que pueden intervenir, Romina Silva, detalló “en la adolescencia aparece la importancia de la imagen del cuerpo, se dan  modificaciones, juega un rol muy importante la relación con la cultura, con el grupo de pares”.

“Los trastornos de conducta alimentaria  son patologías multidimensionales, podemos pensar en cuestiones biológicas, socioculturales, situaciones estresantes, por ejemplo, un abuso, una situación de divorcio, no necesariamente se van a dar todas juntas pero que pueden combinarse”, remarcó.  

También, señaló que son importantes los rasgos de personalidad, “autoestima baja, autoexigencia, autocontrol, perfeccionismo, baja tolerancia a la frustración, impulsividad, esos rasgos pueden predisponer el desarrollo de un trastorno alimentario”.

Bulimia nerviosa, anorexia nerviosa, los trastornos no especificados, los especificados y restricción alimentaria, trastorno por atracón, son algunos de las patologías relacionadas con la conducta alimentaria.

 Otro tema que desarrolló la Profesional fueron los signos de alarma. “En general el indicativo, por ejemplo en la anorexia, es el bajo peso, se considera que a partir del índice de masa corporal 17, se puede estar hablando de un problema, por lo que van a ser los pediatras, los médicos clínicos los primeros en recibir al paciente”.

Por lo que, recomendó a los familiares “observar la presencia de conductas extrañas en relación a la comida y a la imagen, por ejemplo evitación de eventos sociales, aislamiento al momento de comer, suelen ser personas con un nivel de autoexigencia muy alto, perfeccionismo y en la familia suele darse problemas de comunicación y sobreprotección”.

Al detectar algunas conductas extrañas en relación a la alimentación, aconsejó una consulta con el servicio de salud mental o con algún profesional del área de psicología, al ser conductas tienen que ver con aspectos de compensación o frustración, situaciones que generan ansiedad y estrés.

Finalmente, remarcó el grado de severidad se da porque puede estar en riesgo de vida, hay muertes por anorexia, en casos severos, tenemos que contar con dispositivos que sean ambulatorios o de internaciones en hospitales de días u otras internaciones.

Te puede interesar